Diario del Noroeste: El Ayuntamiento insiste que el “Prao Buriños” es de uso residencial

Artículo aparecido en la edición del 13 de Agosto de 2002 en el diario “El Diario del Noroeste “

“Es difícil entender por qué se efectúa esta denuncia únicamente en los medios y no ante las autoridades”
Ayuntamiento de Colmenarejo

 

COLMENAREJO LAS OBRAS HAN SIDO DENUNCIADAS

El Ayuntamiento insiste que el “Prao Buriños” es de uso residencial

Tras construirse chalés en el Parque Regional

REDACCIÓN
Colmenarejo

Como ya informó este diario durante el pasado mes de julio, en la finca denominada Prao Buriños se están llevando a cabo una serie de obras que, según ha denunciado Ecologistas en Acción-Proyecto Verde, son chalés independientes ilegales, por encontrarse en zona protegida del Parque Regional del Curso Medio del Guadarrama cuyo suelo, asegura este colectivo, es agropecuario.

Así pues, el propietario de esta finca solicitó, en la Junta rectora del parque, permiso para la rehabilitación de las construcciones existentes, con el objeto de criar burro hispánico y caballos.

El grupo ecologista sostiene que este suelo no es residencial, lo cual imposibilita cualquier tipo de nueva construcción, máxime si su objeto es de vivienda, como ocurre en este caso.

Fuentes

Tras la publicación aparecida en este periódico, en la que se hacía mención de la posible denuncia de los ecologistas contra el Ayuntamiento por presunta prevaricación, este organismo ha emitido un comunicado, sin firmar, en el que aconseja que, en primer lugar, “cualquier profesional de la comunicación se asegure de la rigurosidad de las fuentes que utiliza. Resulta poco responsable hacerse eco de lo que dicen unos y otros sin cerciorarse del dato objetivo del que parten las distintas posturas u opiniones”.

Respecto a la rigurosidad de las fuentes que han intervenido en estos artículos, cabe repetir, como se indicaba en aquellas publicaciones,que, además de la información recibida de Proyecto Verde (la cual, hasta ahora siempre ha demostrado ser verídica) se consultó con el director del Parque Regional del Curso Medio del Guadarrama. José María González, y con la alcaldesa de Colmenarejo, Isabel Peces-Barba, los cuales también merecen la confianza de este medio, como fuentes oficiales.

Uso residencial

En el mismo escrito remitido por el Consistorio colmenarejano se insiste en que esta finca siempre ha constado como uso residencial y no agropecuario. Es más, desde el Ayuntamiento se especifica que, según el inventario de instalaciones en Suelo No urbanizable de las Normas Subsidiarias de Colmenarejo de 1996, aprobadas por la Comunidad de Madrid, esta finca aparece descrita como: “conjunto de viviendas y anejos agropecuarios en la finca Prao Buriños; edificaciones destinadas a viviendas y cobertizos pecuarios, como uso residencial”.

Por otra parte, y como especificó la alcaldesa, este Ayuntamiento no ha concedida ninguna segregación, ya que se trata de fincas independientes según catastro.

La única licencia municipal, aseguran, se refiere a la de obras para remodelación de las viviendas existentes, según ampliación del Plan de Ordenación de Recursos Naturales del Parque.

AL DETALLE

CONFUSA NORMATIVA DEL PARQUE

El responsable (municipal) del escrito recibido en esta redacción añade que la normativa del Parque Regional del Curso Medio del Guadarrama “es estricta en cuanto a los usos de las nuevas edificaciones, aunque pueda dejar espacios un tanto confusos en cuanto a edificaciones existentes y calificaciones de las fincas. Quizás sea ésta la circunstancia que ha dado lugar a diferentes interpretaciones”.

Lo que para unos parece un claro incumplimiento de las normas del parque, otros lo definen como una “interpretación equivocada”; y por esta discrepancia de criterios, sobre la que ambas partes aseguran tener documentación que les avala, se estudia resolver el conflicto en los tribunales. Y es que, ahora es el Ayuntamiento (en este escrito) el que advierte del estudio de las declaraciones de Proyecto Verde, “por si pudiera ser pertinente iniciar acciones legales por un posible delito de calumnias”.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *